En el nadir: Silvia Castro. Por Gerald Mac Burney

1.Henry Miller nos dice “la música es la escritura de los dioses en la pizarra”. Si tuvieras que elegir 7 canciones para un viaje: ¿Cuáles serían?

‘Yamore’ – Salif Keita

‘Little bird’ – Imohean Heap

‘Peace piece’ – Bill Evans

‘Malinye’ – Don Cherry

‘The other woman’ – Nina Simone

‘First Song’ – Egberto Gismonti

‘But not for me’ – Chet Baker

2. Ese libro, ese film, ese cuadro…
Elegías de la piedra que canta – Juan Carlos Bustriazo Ortiz
Un elefante sentado y quieto – Hu Bo
La duda de Santo Tomás – Caravaggio

3. Una herida, una tristeza infinita.
La herida inocente, la del animal, la de la niñez. La herida que no se elige.
La tristeza de la catástrofe que es el mundo. La infinita riqueza abandonada de Bayley.

4. Un recuerdo de niñez.
La luna roja y enorme naciendo en el Lago Epecuén, nuestro marcito muerto, cuando no se había tragado un pueblo aún y sólo glaceaba la piel con su sal.

5. ¿Qué te estremece?
Ahora, Chile. El pueblo despertando. Escribí un libro de poemas (Pisagua) sobre ese mismo pueblo sojuzgado. Me estremece el futuro que se abre allí.

6. ¿Cómo habitar el vértigo?
Hay quien vive como si fuera inmortal/otros se cuidan como si valieran la pena” escribió Juan Gelman en Los poemas de Sidney West. Habito alternativamente esas dos posibilidades, sin poder quedarme quieta en ninguna.

7. Ese momento de felicidad.
Llegar a Venecia, caminarla, navegarla.

8. El nacimiento de un poema.
Recuerdo uno especialmente, en un taller que dí a niñes de ocho años. Hablábamos de la libertad de las banderas atadas a los mástiles, de esa tensión. Benjamín puso cara de hallazgo y dijo: “un nudo tiene que estar desnudo

9. Un milagro.
La lluvia que apaga los incendios.

10.¿Alguna imagen que quieras agregar a El Aleph de Jorge Luis Borges?
Más que agregar una imagen le quitaría esa sorna, ese resentimiento, ese veneno gorila que destila, un orgullo que tiñe mal todo lo que pudiera brillar en el relato.

11. ¿Un próximo proyecto?
Recorrer pueblos italianos de esos en los que se compran propiedades a un euro. Puelches y Pisagua, mis últimos libros, son sobre sitios fantasmales. Espero encontrar algo parecido. Voy escribiendo sobre lo que va a aparecer, para una futura constatación. Estoy pronta a partir a Sicilia. Veremos qué resulta.

Silvia Castro (1968, Río Negro, Argentina). Poeta, fotógrafa. Editó los libros de fotografía Anagramas, Sphera, Pehuén, Abra, Sin párpados, La soga de la ropa, Caja china, Dulce Aldea/Copahue (2005-2008), Trenes, junto con Alberto Muñoz, El olor de las hormigas, junto con Yamil Dora y El Gamo, con Leandro Llull. Como poeta publicó La Selva Fría (En Danza, 2006), Tura / Poesía Rubik (El Suri Porfiado, 2012), Isondú (El Suri Porfiado, 2014), Puelches, (UNRN, 2018) y Pisagua (La Gran Nilson, 2019). Coordinó ciclos e integró la organización del Festival Latinoamericano de Poesía en el Centro, en el Centro Cultural de la Cooperación (2010-2016). Colabora con las revistas: Op. Cit, Aérea, Liso y otras publicaciones de poesía y fotografía.