T M Ahmed Kaysher: “Soy un gran admirador de la literatura latinoamericana”

Carlos Nuss (Argentina) tuvo la posibilidad de entrevistar al poeta y gestor cultural T M Ahmed Kaysher (Bangladés‎/UK) para ahondar sobre su estrecha relación con la literatura latinoamericana. El poeta también participó con anterioridad en el podcast de La Ninfa Eco en el primer episodio de la segunda temporada.
Edición y traducción de la nota: Gaby Sambuccetti.

This interview is also available in English following this link.

1. Un escritor lleva su historia personal y la de su tierra adonde va. Hace tiempo estás en Gran Bretaña ¿Cómo es escribir lejos de tu tierra natal?

Ésta es una pregunta simple que me hago casi todos los días. Algunas veces pienso que daría lo mejor de mí como escritor si viviera en Bangladés‎ porque es necesario una fuerte afinidad con las personas que uno representa a través de la poesía o prosa.

Necesitas quedarte muy cerca de la tierra, el barro y el agua del lienzo donde crecen tus personajes. Esa es la forma en la que se puede sentir el sabor de los cambios que van experimentando todos tus personajes en su vida cotidiana.

La idea del amor de Tagore radica en una forma suprema de sumisión. Por lo tanto, este amor en algún momento viene como adoración y esta adoración puede ser en relación a Dios como también al ser humano.

Luego, pienso en dos escritores bengalíes claves: Michael Madhusudan Dutta y Syed Waliullah, que pasaron la mayor parte de sus vidas lejos de su tierra natal, pero que crearon literatura excepcional en su tiempo.

Pienso que los escritores son ciudadanos del mundo, ya que realmente profundizan en la emoción humana universal. Por lo tanto, mantenerse alejado de la tierra natal, más bien brinda una oportunidad, en la mayoría de los casos, para observar la naturaleza de la lucha, de los obstáculos, así como también la naturaleza de la derrota en diferentes áreas geográficas y contextos culturales.

Disfruto de todo lo bueno que viví aquí en Gran Bretaña. Admito que muchas veces tengo crisis existenciales por la sensación de vacío que en algún momento experimenté y porque extraño la belleza rural que dejé atrás.

Puedes encontrar una lamentación existencial similar de este vacío en la novela Things Fall Apart [Las cosas se desmoronan] del autor Chinua Achebe (1958,  ‎William Heinemann).

La novela explica que con la creciente expansión de la tecnología y del capitalismo, las cosas ya se han desmoronado bastante. La belleza de la simplicidad y la ingenuidad, en gran medida, se han evaporado del mundo. ¡Por eso mi mundo es tan melancólico! Incluso si escribo algo con que refleje una emoción placentera, estará siempre destinado a retratar, en cierto punto, alguna emoción triste y sombría.

Aunque la vida me ha llevado a un punto donde la felicidad y el disfrute me parecen casi una ilusión, todavía celebro la oportunidad de predicar y representar el arte hindú en Occidente.

De todas formas, conocí aquí a quien considero mi alma gemela y la inspiración de mis escritos y mis sueños. Y eso cambió un poco mi visión y percepción de la vida y la escritura.

El realismo mágico estaba de moda en nuestra adolescencia. En nuestra tierra, hemos estudiado este movimiento como nadie porque la idea de las fábulas está sembrada en nuestra literatura desde la antigüedad

2. Sos un admirador de la literatura argentina a través de la relación que tuvo Tagore con Borges y Victoria Ocampo. Victoria Ocampo afirmó en su momento que la visita de Tagore a la Argentina fue el acontecimiento más importante de su vida, y Borges también lo admiraba muchísimo. ¿Cuál es tu relación con la literatura argentina?

Fui, y sigo siendo, un firme admirador del realismo mágico que los escritores latinoamericanos desarrollaron como un nuevo movimiento y una nueva tendencia literaria.

Me considero un discípulo espiritual de Jorge Luis Borges y Julio Cortázar, dos gigantes literarios de origen argentino.

Creo que el mundo no va a tener el honor de ver muchos más escritores que sean tan geniales y tan complejos como ellos, a quienes considero dos de los mejores novelistas del siglo XX.

Argentina está en el corazón de los lectores bengalíes a través de Tagore, principalmente por su relación, la cual fue muy popular, con Victoria Ocampo. Se han publicado numerosos libros sobre esta magnifica relación entre estas dos mentes brillantes.

En su momento, Victoria organizó una exhibición de pinturas de Tagore en París. Tagore también visitó la casa de Victoria y ha escrito sobre esto en su obra.

Además, en relación a las distintas formas de expresión, el realismo mágico estaba de moda en nuestra adolescencia.

En nuestra tierra, hemos estudiado este movimiento como nadie porque la idea de las fábulas se ha sembrado en nuestra literatura desde la antigüedad.

Hay muchos escritores bengalíes como Troilokkonath o Tarashankar, cuyos escritos son un ejemplo perfecto de esta corriente, pero que lamentablemente, murieron antes de que el mundo reconociera su estilo único de escritura.

3. Para Tagore, el amor era el anti-poder por excelencia. ¿Crees que se puede aplicar esa idea a la poesía, que el arte debe cuestionar al poder, hacer las preguntas correctas a su tiempo?

El amor no existe en el ejercicio del poder, si es que a eso te refieres con tu uso de la palabra anti-poder.

La idea del amor de Tagore radica en una forma suprema de sumisión. Por lo tanto, este amor en algún momento viene como adoración y esta adoración puede ser en relación a Dios como también al ser humano.

Esta estupenda idea, desde esta perspectiva, es la única forma de mantener la paz en el mundo, incluso de lograrla y mantenerla en cualquier relación o vínculo.

En contraste, la idea de poder realmente ha hecho lo contrario, ha extinguido la sensación de paz en todo el mundo.

4. La globalización, el fenómeno de las redes sociales, ha popularizado el acceso a la literatura escrita. Se lee más en esta época que en cualquier otra a través de la historia. Pero la escritura en redes tiene sus detractores. ¿Tienes alguna opinión sobre eso o alguna posición tomada?

Aunque no en todos los casos estoy a favor de la globalización, admiro las redes sociales y su impacto en la sociedad moderna.

Los medios de comunicación se han salido del control de algunos capitalistas que tenían esos monopolios y hoy en día cualquiera puede construir su propia audiencia, sea cual sea su forma, a través de esta hermosa plataforma.

De hecho, pienso que está enseñando y generando nuevas maneras de comunicación en las mentes contemporáneas.

5. Gestionas muchos eventos culturales, donde siempre está presente la música, la poesía, la pintura. ¿Crees en la interdisciplinaridad del arte, en la cual la poesía puede tomar de la música, o la pintura de otras artes y viceversa?

Exactamente. Siempre creo en el arte como una forma multidisciplinaria y, a través de todas mis actividades, hice todos los esfuerzos para establecer esta idea. Veo la profunda interconexión que existe entre cada disciplina artística y el flujo de intercambios que se puede generar.

Saudha, una de las principales plataformas para las artes hindúes actuales, se estableció hace diez años con una portadora de la antorcha de música clásica radicada aquí, llamada Chandra Chakraborty.

En nuestra organización nos encargamos de explorar y desarrollar la interconexión filosófica entre diferentes formas de arte y tratamos de complementarnos entre sí a través de la amalgama táctica de estas. Hemos interpretado de esta forma la naturaleza abstracta de la música clásica hindú, a través de otras artes, como la poesía y la pintura, y lo hemos hecho a nivel internacional.

Dinámicas de T M Ahmed Kaysher


Puedo ver tu obvia presencia en mi sangre y en mi aire,
puedo ver la manera en que catalizas cada molécula del metabolismo.
Pero muchas veces me cuestiono:
si el árbol, recuerdas, el árbol,
que se esfumó de golpe en un pleno vacío,
que dio vueltas en el muelle con la corriente del río,
que se volvió tan luminoso, repleto de hojas…
 
¿Te importa acaso si estoy cautivo en una oscura cueva prehistórica?
Hasta donde sé, casi con total seguridad,
hay una luz inquebrantable,
un olor invariable en tu música, Sindhu Bhairavi,
que puede perforar la oscuridad de la negra infinitud.
T M Ahmed Kaysher (Bangladesh) es un escritor, un crítico literario de cine y literatura, y el director de Saudha, Society of Poetry and Indian Music en el Reino Unido. Es uno de los mayores promotores de la música clásica hindú en Inglaterra. Dirige los canales de TV Eastern Arts and Media Network (EMAAN) y (www.emaan.tv). Es el organizador principal de RadhaRaman Festival, el evento más masivo bengalí del norte de Inglaterra. Además, trabaja para distintas bibliotecas y comités de Inglaterra y ha participado de los eventos más prestigiosos de literatura y poesía en UK y Bangladesh.